Preocupa el alto costo atado a las pruebas de laboratorio

Los planes médicos solo cubren parte de las pruebas rápidas para detectar leptospirosis

En medio de la crisis económica que vive el país, sumado a la falta de servicio de energía eléctrica que aún sufre el 70 por ciento de la población y del servicio de agua potable en un 20 por ciento de sus abonados acorde a cifras del gobierno, los laboratorios clínicos alertaron que no podrán con el empuje de tener que sufragar con gran parte de los costos de la prueba para detectar contagios con leptospirosis.

“El costo de la prueba es tres veces más de lo que pagan los planes médicos (por ella)”, denunció la licenciada Alba Rivera, presidenta de la Asociación de Laboratorios Clínicos.

 

PUBLICIDAD

 

Esto ocurre justo cuando dos laboratorios de referencia en la isla (Laboratorio Clínico Toledo e Inmuno Reference Lab) han identificado 79 casos en pruebas de laboratorio rápidas (IGM) para la detección de esta enfermedad, mientras el gobierno sostiene que son 83 los casos sospechosos de leptospirosis. Salud ya ha confirmado cuatro casos, dos de ellos fatales.

Generalmente, en Puerto Rico se confirman unos 60 casos de leptospirosis al año.

Según Rivera, el costo de la prueba rápida para detectar marcadores o anticuerpos de leptospira es de $70 a $100, cifra que podría subir a $85 a $115 con la suma de otros gastos, como el costo fijo por prueba, la toma de la muestra y facturación a planes médicos.

“Los planes cubren, en promedio, $12 a $15 por la prueba (rápida de leptospira)”, comentó Rivera.

Según explicó, mientras Medicare paga $15.57, los planes Medicare Advantage les reembolsan $12.46 y el Plan de Salud del Gobierno, hasta $10.90.

“El plan médico privado que más paga por la prueba paga $58. Aún así tenemos pérdidas”, deploró Rivera, quien agregó que la Reforma no cubre todos los casos de la laboratorio de esta enfermedad.

Aunque la también dueña de laboratorio comentó que aún se desconoce el alcance que esto podría tener, vaticinó que podrían haber muchos laboratorios que no puedan y no las tramiten.

“Definitivamente un laboratorio de comunidad se va a ver limitado de hacer la prueba”, dijo.

Generalmente, los laboratorios clínicos son los que toman la prueba y se las envían a laboratorios de referencia, los cuales tienen mayor capacidad para procesar las pruebas rápidas IGM, cuyos resultados están en menos de una hora.

Según indicó Rivera, al ritmo que van los contagios de esta enfermedad, Salud no va a tener la capacidad para procesar todas las pruebas.

El gobierno aún no ha decretado un brote de esta enfermedad ya que se mantiene en espera de los resultados de pruebas confirmatorias que han estado enviando al laboratorio del Centro para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés), en Atlanta, los cuales tardan de cinco a siete días. Estas pruebas confirmatorias son libres de costo.

“El problema con esto es que, si no se interviene temprano con este paciente, puede hasta perder la vida. Y si esto se convierte en un brote, vamos a tener un problema serio en Puerto Rico”, dijo.

Enfatizó que la prueba rápida sirve de guía para comenzar el tratamiento al paciente.

“Lo que queremos es colaborar con Salud y que esto se controle. Queremos ser una herramienta que ayude en el tratamiento al paciente”, manifestó Rivera.

Agregó que gestiona reunirse con el secretario de Salud, Rafael Rodríguez Mercado; la directora de la Administración de Seguros de Salud (ASES), Ángela Ávila; y el comisionado de Seguros, Javier Rivera Ríos.

“Queremos ver cómo nos pueden ayudar para que la prueba (rápida) esté más accesible a los pacientes”, indicó.

La leptospirosis es una enfermedad producida por una bacteria que puede estar presente en la orina de ciertos animales, como roedores, perros, vacas, cerdos y caballos. Puede causar fiebre y afectar múltiples órganos.

 

Fuente:  https://www.elnuevodia.com